exteriores

Tener paciencia; Saber esperar

Aun hoy, a estas alturas de la película, me pongo nervioso antes de empezar a trabajar: lo reconozco. Por más que te empeñes, nunca sabes con lo que te vas a encontrar. Quizás, puede que este sea uno de los motivos por los que adoro de mi trabajo. En la mayoría de las ocasiones, no vale de nada organizarte. Es más,…

Continua leyendo